lunes, 9 de agosto de 2010

CANCIÓN EN EL OLVIDO


MUCHAS VECES LOS DESENGAÑOS AMOROSOS, HACEN QUE UNA CANCIÓN QUERIDA, UNA TERMINE DETESTÁNDOLA, POR ESTAR RELACIONADA EN LA HISTORIA CON "ESE AMOR".
EN MI ADOLESCENCIA, ADORABA "AND I LOVE HER", DE LOS BEATLES. ERA MI FAVORITA. HASTA QUE UN DÍA PADECÍ UNA DE MIS PEORES DESILUSIONES, Y LA DESTERRÉ DE MIS GUSTOS PERSONALES.
EN ESA ÉPOCA ESTABA DE NOVIA CON UNA PERSONA QUE FUE MUY IMPORTANTE EN MI VIDA. SUFRÍA MUCHO POR ÉL. A LA DISTANCIA, ME DIGO: "QUÉ ESTÚPIDA ERA". PORQUE EL "SEÑOR" QUERÍA UNA NOVIA, PERO TAMBIÉN VARIAS "AMIGAS", QUE MUCHAS VECES ELEGÍA MÁS QUE A MÍ.
SI NO PASABAN DEL GRADO DE "AMIGAS", CON DOLOR ES CIERTO, LO ACEPTABA. PORQUE SEGÚN ÉL ME LO DECÍA: "YO ERA SU ÚNICO AMOR".
SIN EMBARGO, HUBO UN TIEMPO EN QUE DEJÓ DE IR A VISITARME, NO SABÍA NADA DE ÉL. TAMPOCO ME HABÍA PEDIDO TERMINAR LA RELACIÓN. NADA. SE HABÍA BORRADO EN SILENCIO.
ESO ME DIÓ LA PAUTA DE QUE HABÍA "ALGUIEN" QUE OCUPABA SUS HORAS Y QUE NO ERA SÓLO LA "AMIGA DE TURNO".
NO PASÓ MUCHO TIEMPO EN QUE POR TERCEROS, SUPE QUE ESTABA ENAMORADO DE OTRA CHICA.
AUNQUE ERA ALGO QUE INTUÍA, MI CORAZÓN SE RESISTÍA A ACEPTARLO.
COINCIDIÓ CON LA ÉPOCA DE LA FIESTA NACIONAL DE LOS ESTUDIANTES, EN SEPTIEMBRE, QUE EN JUJUY ES LA MÁXIMA CELEBRACIÓN DE LA PROVINCIA. Y POR ENDE, HAY BAILES Y FIESTAS CASI TODOS LOS DÍAS.
EN UNA DE ESAS FIESTAS QUE SE HACÍAN, DONDE PARTICIPABAN ESTUDIANTES DE DISTINTOS COLEGIOS, YO FUÍ A UNA DE ELLAS EN LA SOCIEDAD ESPAÑOLA, UN LUGAR TRADICIONAL EN LA CIUDAD DE JUJUY.
ME ACOMPAÑÓ UNA AMIGA. PARA TENER UN PANORAMA DE TODO EL SALÓN, NOS UBICAMOS EN UN PRIMER PISO, DESDE DONDE PODÍAMOS OBSERVAR LA PISTA DE BAILE QUE ESTABA EN LA PLANTA BAJA.
EN MEDIO DE TODOS LOS CHICOS QUE HABÍA, ALCANCÉ A VERLO A "ÉL" CON SU NUEVA NOVIA. NO ME INTERESABA SABER CÓMO ERA ELLA. ES MÁS, NUNCA RECORDÉ SU ROSTRO. SÓLO ME IMPORTABA LA ATENCIÓN QUE ÉL LE BRINDABA.
EN SU MUNDO PRIVADO, SE ABRAZABAN Y SE BESABAN, COMO SI NADIE MÁS QUE ELLOS EXISTIERA.
YO LOS MIRABA DESDE LEJOS, TRATANDO DE CONTENER LAS LÁGRIMAS, QUE NO PUDE EVITAR QUE SE DERRAMARAN A BORBOTONES, CUANDO EL DJ PUSO "AND I LOVE HER". Y ELLOS SALIERON A BAILARLA.
EN LA PISTA, QUIEN HABÍA SIDO MI NOVIO, DISFRUTABA DE LA MÚSICA, DE "MI MÚSICA", CON OTRA CHICA. Y AHÍ PUSE FIN A MI PREFERENCIA POR ESE TEMA TAN BELLO.
NUNCA MÁS VOLVÍ A ESCUCHARLO. AHORA, QUE YA NO HAY AÑORANZAS DE AQUEL AMOR, TAMPOCO RESENTIMIENTOS, VUELVO A DISFRUTAR DE "AND I LOVE HER". Y REALMENTE ES UNA CANCIÓN MARAVILLOSA.

2 comentarios:

jorge dijo...

Interesante la reflexión y asociación de ideas que expresas en tu escrito.
Yo, como vivo sin resentimientos, amo la música, sin importar a que lo asocio.
Amo la música desde que escuchaba a mi madre y abuela (ellas concertistas de piano)y la incorporo a mi existencia.
El tiempo pasa, pero la música está con uno para que la gozemos con intensidad.
Para qué recordadr viejos amores, no tiene sentido. Lo que importa es estar feliz hoy y agradecido por lo uno a sembrado a lo largo de la vida. Por suerte, a mi me fue muy bien y estoy feliz con mi amor. Juntos, mi esposa y yo gozamos de la misma música...eso si es mágico
Para colmo mi hijo Bruno le gustan los temas que escuchamos. Mas feliz imposible. El pasado está bien enterrado....en el cementerio de la chacarita.Un abrazo
Jorge

Yayi Villegas dijo...

Jorge:
Lo mío fue una reinvindicación de la música por sobre asociaciones ociosas. Me alegro que seas felíz.